¿Cómo despedir a un empleado del hogar?

¿Cómo despedir a un empleado del hogar?

Tener a un empleado del hogar en casa es una buena ayuda pero por ciertas circunstancias puede ser oportuno poner fin a esta relación laboral. Si tus hijos se han hecho mayores y ya no necesitas a la canguro o existen desavenencias con la limpiadora quizá sea el momento de romper el contrato.

Lo primero es ver los casos más habituales en los que se puede poner fin a la relación con el empleado del hogar:

    • Cuando el empleado incumple sus obligaciones de forma grave: estaríamos ante un despido disciplinario. Entre los motivos que justifican este tipo de despido están:
        • Las faltas repetidas e injustificadas de asistencia o puntualidad.
        • La desobediencia en el trabajo.
        • Las ofensas verbales o físicas al empleador o a sus familiares.
        • El abuso de confianza o la transgresión del contrato.
        • La disminución continuada y voluntaria en el rendimiento del trabajo.
    • Cuando el empleado no quiera continuar la relación laboral, ya sea porque prefiere trabajar para otra familia o tenga otros proyectos.
    • Cuando el empleador no quiera continuar la relación laboral, porque ya no necesite los servicios del empleado del hogar, por ejemplo.

 

¿Cuándo tengo que pagar una indemnización al empleado del hogar?

En los dos primeros casos, cuando el empleado se va y cuando se trata de un despido disciplinario, no habrá que pagar indemnización.

Eso sí, asegúrate de que tu caso sea realmente un despido disciplinario, porque de lo contrario, podría considerarse un despido improcedente por los tribunales y te tocará pagar una indemnización mayor, en concreto, de 20 días naturales por cada año de servicio, con el límite de 12 mensualidades.

Si eres tú el que decide poner fin a la relación laboral, deberás pagar una indemnización en metálico de 12 días naturales por año de servicio, con el límite de 6 mensualidades.

 

¿Qué trámites hay que hacer para despedir a un empleado del hogar?

Hay que comunicar al empleado el despido por escrito 20 días antes si lleva trabajando para ti más de un año. Si lleva menos tiempo, es suficiente con comunicárselo 7 días antes, también por escrito.

Si no se cumplen estos plazos, deberás pagar por los días de preaviso que falten. De hecho, puedes sustituir el preaviso por una indemnización que equivalga al salario de los días de preaviso (20 días o 7 días según el caso). 

En cualquier caso, tienes que dar de baja al empleado del hogar en la Seguridad Social. Lo más habitual es que la baja la tramite el empleador, pero si el contrato es de menos de 60 horas al mes, también podría hacerla el empleado.

A través de Online Gestoría puedes solicitar la baja de un empleado del hogar y un gestor especializado se encargará de hacer la gestión por ti en la Seguridad Social. Recuerda que es necesario dar de baja al empleado del hogar para dejar de cotizar por él.

Si quieres más información, puedes descargarte nuestra guía gratuita de empleados del hogar o bien hacer una consulta laboral

25/02/2016 Seguridad Social 2485

se ha añadido a tu lista de deseos.

Continuar comprando Mis listas de deseos